Cine de terror (XIII): Corpse Party

Se dice que nuestro instituto antes era una escuela maldita…

Sinopsis:
Un grupo de estudiantes y su profesora se quedan encerrados en el instituto después de que la delegada de clase los convenciera para hacer el ritual de buena suerte «Sachiko por siempre feliz». Lo sucesos paranormales no se harán esperar y los alumnos recibirán de todo menos buena suerte.

Corpse_Party01
Los protagonistas de Corpse Party, Satoshi y Naomi, tratan de salvar sus jóvenes pellejos.

El cine japonés nos ha dado grandes cintas de terror, por desgracia, Corpse Party no es una de ellas. Esta película es una adaptación del videojuego homónimo que inicialmente se hizo con el programa Rpg Maker y se lanzó para PC-9801 (ordenador personal japonés) en 1996 y del que más tarde se producirían versiones remasterizadas con más personajes para Windows en el año 2008 y para la consola PSP en el 2010, siendo estas dos últimas versiones con elenco aumentado las que adapta la película (y no el más primitivo juego original).

«Corpse Party» parte de una premisa sencilla que podría haber resultado en una cinta de casa encantada solvente si hubiera sido mejor ejecutada. Los estudiantes hacen un ritual que tiene el efecto no deseado de llevarlos a otra dimensión y convocar espíritus malévolos. Así que deberán revertir el conjuro para sobrevivir y volver a su mundo. La caracterización de los personajes es mínima y la mayoría morirán antes de que nos lleguen a importar algo. Los actores sobreactúan bastante hasta el punto de parecer teleñecos.

El guión de «Corpse Party» es, como poco, cuestionable, los personajes en lugar de encontrar pistas orgánicamente se encuentran con items de una forma tan burda que casi esperaba que se abriera el inventario del juego en esas escenas. El guionista Yoshimasa Akamatsu tampoco confía demasiado en el espectador, ya que se verbalizan cosas que un espectador con cociente intelectual por encima de temperatura ambiente podría figurarse por sí mismo. También hay un cuadrado amoroso que convierte las comedias románticas de Hugh Grant en Shakespeare por comparación.

Sin embargo, lo que lastra más el film es que no abraza su cutrez. Los personajes de «Corpse Party» parecen tener piel de papel maché y huesos de plastilina puesto que más que morir, explotan como piñatas. He de admitir que esto podría haber sido divertido y de haberse planteado la cinta como una comedia de terror habría ganado muchos enteros. Desafortunadamente, «Corpse Party» se toma demasiado en serio a sí misma con reacciones dramáticas muy exageradas.

Una pena, el propio videojuego tenía momentos de comedia surrealista; como cuando Seiko, una de las colegialas, se lamenta de no tener su crema para el culo a fin de aliviar su sequedad rectal (si no me creéis, vedlo por vosotros mismos). Una escena que me dolió no encontrar en esta adaptación live action. Sin estos comportamientos extraños y humorísticos lo que nos queda es una película de casa encantada que pretende ser seria pero tiene personajes que se arriesgan a orinar a solas o buscar una cartera perdida cuando hay espíritus malignos a la caza. Puedo entender la vergüenza de orinar en público y lo tedioso que es volver a hacerse el DNI y la tarjeta del bus pero, con sinceridad, creo que de verme en un lugar embrujado me orinaría encima o haría mis necesidades a la vista de todos… ¡y el DNI y la tarjeta del bus se pueden ir al infierno!

A los personajes de «Corpse Party», en  cambio, les encanta ponerse en peligro por razones triviales. En el final de la película que no desvelaré (en caso de que seáis gente rara y aún tengáis ganas de verla) hay un golpe de humor bastante negro pero para entonces es demasido poco, demasiado tarde. ¡Ay, «Corpse Party» si tan sólo hubieras sido una comedia de terror!

EN DOS FRASES

Una película de fantasmas con violencia caricaturesca. Podría haberse redimido como comedia de terror pero se hunde al elegir el camino del melodrama barato.


Entrada originalmente publicada en la extinta Terror Team.

Anuncios

2 comentarios en “Cine de terror (XIII): Corpse Party

    1. Es una crítica mala, sí, pero las pelis malas que son tan malas que se disfrutan es un asunto muy personal. A Freddy vs Jason también le daría una crítica mala porque sé que objetivamente es pésima y sin embargo la he visto ya varias veces y todas las he disfrutado; es un placer culpable. Corpse Party no la disfruté especialmente ni siquiera en ese ámbito de peli mala pero, ¿quién sabe? Tal vez a ti sí te sirva para echarte unas risas. Ya me contarás. 😉

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s